Etiquetas

, , , , , , ,

@solitalo

Maestro Ascendido Orión. Visiones

Lemas

Visiones para el camino de la vida.
Intuición.
Relación con el propio «yo».
Claridad.
Reconocimiento claro.
La energía de Orión

Maestro Ascendido Orión

Hace posible la armonía con el camino, la trayectoria de nuestra vida. También nos permite reconocer los siguientes pasos a dar en ese camino y las posibilidades que armonizan con ese plan de vida.

Las decisiones podrán ser tomadas más fácilmente. La energía de Orión fortalece la unión con la intuición y con el más elevado «yo». Además activa el tercer ojo.

Indicaciones para la situación

La situación trata con tus siguientes pasos en la vida.
Quizá te estás orientando en un nuevo sentido, algo en tu vida está cambiando, tú intuyes que algo nuevo se avecina” pero no sabes qué.

A lo mejor te encuentras iniciando un nuevo proyecto y dudas si está bien lo que estás haciendo, desconoces cuáles son los siguientes pasos a dar. Quizá tengas la sensación de encontrarte en un cruce de caminos, pero no sabes qué dirección tomar.

Desconfías y dudas, en lugar de alegrarte por las diferentes posibilidades que se te ofrecen.

Dirige tu mirada hacia tu interior y prepárate a tener claros los siguientes pasos que debes seguir. Recibe la visión que te tiene preparado tu más elevado «yo». Pero presta atención también a mensajes y a encuentros aparentemente casuales.

En ellos pueden estar contenidas indicaciones o señales importantes.En tu situación actual, ¿qué es importante en tu vida? ¿Qué pretendes alcanzar? ¿Hacia dónde te lleva tu corazón? ¿Dónde te encuentras ahora? ¿Cuáles son los siguientes pasos? ¿Qué te impide alcanzar tu meta? ¿De verdad estás dispuesto a comprometerte de nuevo?

Interpretación de la carta

El hombre que aparece en el centro de la carta se asemeja a un indio que se ha entregado por completo a su fuerza visionaria. Su rostro se dirige totalmente hacia arriba, hacia una conciencia superior.

Su tercer ojo es altamente activo, como lo demuestra el gran remolino de energía. Su percepción espiritual (cabello suelto y largo) está fortalecida. Las plumas que adornan su pelo representan antenas adicionales. Está embebido por la gota del reconocimiento divino y recibe la luz, la visión clara.

Un círculo (símbolo de la perfección) de plumas lo une, como si se tratara de nuevo de antenas, con los cuatro elementos. El aire, expresión del espíritu claro, se encuentra sobre él. El agua que aparece a su izquierda simboliza la armonía con los sentimientos y el cumplimiento de todas las posibilidades.

El fuego a su lado derecho, el lado de los actos, simboliza la fuerza purificadora, la renovación. En la parte inferior está unido como con raíces a la fuerza revitalizadora de la tierra.

El hombre forma el centro de atención entre dos líneas que se cruzan. En el punto de cruce, allí donde los caminos confluyen, allí donde se tiene que decidir por alguno de ellos, utiliza su fuerza visionaria para establecer la armonía con la conciencia elevada y la tierra y a si reconocer sus posibilidades y poder tomar una decisión.

En los caminos aparecen círculos (símbolos de la unidad, de la perfección) de luz. Al igual que si se tratara de obstáculos, dificultan el poder seguir adelante, se colocan siempre en nuestro camino. Pero aquel que se lo proponga valerosamente, podrá reconocer que cada obstáculo aparente alberga un regalo en su interior.

Sea cual sea el camino que escojamos, siempre nos tropezamos con esos obstáculos llenos de luz. Y en el grande al igual que en el pequeño: en cada círculo se encuentran líneas que se cruzan y que contienen puntos de luz, cada obstáculo refuerza nuestra intuición, el reconocimiento de la perfección.

.