Etiquetas

, , , , ,

@solitalo

Eugene Ivanov - Sagitario

Personalidad

Jovial y estrepitosa, ésta es una persona sociable que necesita el estímulo de amigos, nuevas caras y lugares. Sagitario, amante de la libertad, acumula mapas y programas de viaje “por si acaso”. Este signo siempre está dispuesto a viajar, pero generalmente no reserva con antelación. Sagitario prefiere hacer las cosas en el último momento. En otras costas el optimista Sagitario espera encontrar respuestas y realización, revelando la tendencia de este signo a vivir en lo que podría ser más que en lo que es.

Rudos y a veces carentes de tacto, los Sagitario tienen la desgraciada costumbre de decir a los demás cómo deben vivir sus vidas cuando ellos rara vez se aplican a sí mismos esos principios. Se trata de una personalidad abruptamente honesta que no se fija en matices. Los actos de Sagitario son impulsivos y a menudo suelta la flecha sin tener una diana clara. Para el arquero, cualquier acción es mejor que no actuar y ya tendrá tiempo de pensárselo después.

Mente

La mente Sagitario es filosófica y poco práctica, prefiriendo las ideas a sus aplicaciones. No es que a Sagitario no le guste resolver problemas y encontrar soluciones poco convencionales que funcionen. Este es el eterno estudiante, el que plantea las grandes preguntas y busca el significado de la vida. A esta mente inquisitiva no hay nada que le guste más que debatir en profundidad.

Sagitario es básicamente un signo honesto, pero puede exagerar o ser creativo con la verdad si cree que no es suficientemente interesante. Cuando se siente aburrido, maltratado o que no se le presta la debida atención, Sagitario emplea el lenguaje como un arma. Puede ser muy hiriente cuando fustiga con la verdad desnuda.

Emociones

Teniéndolo todo en cuenta, Sagitario preferiría no pensar en emociones, no sentirlas. Las emociones de Sagitario tienden a ser superficiales; su optimismo y entusiasmo ocupan un primer plano. A los nativos de este signo no les interesa explorar ninguna sensación de falta de adecuación o duda subyacente respecto a sí mismo