Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

@solitalo

Maia (no la diosa hindú Maya) es la diosa griega que encarna la fuerza del crecimiento y provoca el calentamiento estacional de la Tierra. Su nombre es el origen de la palabra “mayo”. Se la considera la mayor de las Pléyades, las siete hijas de Atlas y Pléyone, y es la Gran Diosa del festival de mayo que se celebra a medio camino entre el equinoccio de primavera y el solsticio de verano. Las celtas llamaban a esta fiesta Beltane, y en la celebración original se practicaba el “vestirse de verde”, que más tarde adoptaron los parranderos del Día de San Patricio.

El vino de mayo, que con el tiempo sería la sangre de Jesús, el salvador sacrificado, cuando la Iglesia Católica asumió todo el poder, se consumía con liberalidad en este festival. El día 1° de mayo, los celebrantes honran la renovación y resurrección de la Tierra, después del largo invierno, bailando alrededor de un Palo de Mayo. En esta misma fecha, los católicos honran a María, Reina de las Flores.

Los griegos tenían a Maia por la Abuela de la Magia, y algunos relatos cuentan que despreció el matrimonio pues prefería ser libre, lo cual apunta a sus ancestrales orígenes pre patriarcales. Maia era la madre de Hermes, además de una experta maga y mensajera de los dioses, e impuso a su hijo el deber de conducir las almas de los muertos al inframundo.

Meditación

Celebro los ritos de la primavera
bailando en torno a un Palo de Mayo,
o bien girando y girando gozosamente en pijama.

Fuente: Julie Loar. Diosas para cada día.