Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

@solitalo

Primera Dimensión: Creación Infinita

La primera dimensión es como la última. Es la primera Causa y pensamiento original. Nada existe antes de ella o después de ella, a pesar de que todo pensamiento y toda experiencia avanzan más allá de ella.

La primera dimensión es la Voluntad del Creador y como un creador su voluntad es su primera causa y pensamiento original.

Como un espíritu puro ustedes se alinearon con la primera causa y se experimentaron como el Todo y como la libertad para experimentar todo.

La elección nace de la libertad y así se les presentaron muchas elecciones y andando el tiempo se decidieron por un sendero que los ha traído hasta este momento y que continuarán expandiéndose más allá del mismo.

Como el Todo, la primera dimensión siempre se está expandiendo, es infinita en su habilidad de crear.

Como una extensión de la creación infinita ustedes también tienen habilidades infinitas para crear y ser creativos. Por necesidad, la creatividad incluye la habilidad de destruir.

Segunda Dimensión: Reino de la Conciencia Pura

La segunda dimensión es el comienzo de la separación e individualización; también es el comienzo del regreso a la unidad.

Es ahí donde lo sin forma comienza a considerar la forma y donde la creatividad pondera la manifestación. En los términos más simples, es donde la conciencia considera una idea para un mérito relativo. La individualización reconoce al Ser como el Todo y al ser como un aspecto del Todo. A fin de comprenderse a si mismo como el Todo y luego regresar a la Totalidad, el individuo tiene que buscar dirección y movimiento. Tiene que reconocer su propio ser creativo como percepción y propósito.

La primera dimensión como conciencia pura es el primer punto de luz, Fuente o Primera Causa. La segunda dimensión como individualización es el segundo punto de luz o auto-percepción. La distancia entre el primer punto de luz y el segundo punto de luz define a la segunda dimensión. Es el nacimiento del espacio y tiempo, movimiento y deseo. Es el punto de arranque desde el que se busca conocimiento y al hacerlo obtener sabiduría.

La segunda dimensión es la más cercana a la Fuente, y la que está solamente a un punto de luz alejado de ella, y sin embargo es también la más lejana, dado que la distancia entre el primer punto y el segundo punto puede ser determinado solamente por el deseo del individuo de regresar a la Fuente al comprenderse a si mismo como Fuente.

En esto encontramos una de las grandes dificultades al describir las dimensiones dado que las calidades únicas de cada una solamente pueden ser definidas por experiencia individual.

La experiencia de separación e individualidad varía grandemente dentro de cada Ser. Algunos se extenderán mucho para tener más experiencias individuales (lapsos de vida), mientras que otros deplorarán y lamentarán cada experiencia que parece hallarse fuera de la Fuente. Nada se halla más allá del alcance de la Fuente, porque nada puede existir fuera de ella, pero en esto está la primera paradoja de la existencia individual.

La segunda dimensión es el reino de la conciencia pura. Aquí encontramos el plan arquitectónico de todo pensamiento creativo y todo movimiento creativo. El nacimiento y la muerte tienen lugar aquí, no en la tercera dimensión tal como muchos lo creen, porque todo movimiento y experiencia comienza y termina con el pensamiento.

Su decisión de regresar a un espacio de unidad dentro de la Fuente, se produce aquí, en la segunda dimensión, confirmando que más elevado no siempre es mejor, porque la percepción no es lineal sino dimensional.

Tercera Dimensión: Evolución Progresiva

La tercera dimensión es la experiencia directa de Causa y Efecto como resultado del Libre Albedrío y de la Elección.

Toda la conciencia obtenida por el individuo en la experiencia de la segunda dimensión sirve como el fundamento para la tercera dimensión. Si la segunda dimensión es el ante-proyecto, la tercera dimensión es la arquitectura. Es el proceso de construcción de la estructura y forma, tanto del pensamiento como de la irreflexión, dado que la creatividad no hace distinción entre ambas.

Desde una perspectiva se puede decir que, cuánto más alejado se halla el segundo punto de luz (individualización) del primer punto de luz (Fuente), tanto mayor es la distancia entre el segundo punto de luz y el tercer punto de luz o dimensión, pero esto solamente puede ser dicho desde una perspectiva y hay muchas.

La tercera dimensión es la de la creación y autoría. Es el reino del dominio y responsabilidad. En la tercera dimensión la evolución es progresiva a medida que el avance de la conciencia se convierte en despertar, luego en despertar del Ser, y finalmente despertar a la Fuente. La evolución no es lineal; solamente es la experiencia del tiempo la que la hace aparecer así.

Como una secuencia de medida, el tiempo es circular, o de naturaleza espiral, y el tiempo parece acelerarse a medida que las dimensiones crecen o giran en espiral.

Es por eso que el tiempo parece estar pasando con tanta mayor rapidez ahora de lo que era hace unos años atrás. La Tierra y la humanidad se ven supeditadas a un salto de conciencia. Esto ocurre actualmente entre la tercera y quinta dimensión por medio de un Puente de Conciencia o una Rejilla llamada la cuarta dimensión.

Si ustedes piensan en un puente como lo que conecta dos grandes expansiones (de pensamiento) o territorios (masa) ustedes comenzarán a ver porqué este podría ser un tiempo inestable en su historia o evolución. Un puente solamente es tan estable como ha sido diseñado para serlo. Algunos estarán parados durante mucho tiempo mientras que otros caerán como presas en los mares del tiempo.

El puente actual es uno inestable, o por lo menos así parece, y va a hacer falta una gran cantidad de vigor, voluntad y deseo para elevar la conciencia de la humanidad hasta un nivel de percepción lo suficiente como para estabilizar al puente.

La conciencia individual es tan primordial como la conciencia de masas, porque todos están parados en el mismo puente. Individualmente, parecería que no tiene importancia lo que su colega, vecino o miembro de la familia está haciendo o pensado, pero la Primera Causa no discrimina entre ninguna de sus creaciones. Ella ve todo y a cada uno que, ya sea Ella o ustedes, han creado; como único y merecedor de consideración.

Esta fase final de la tercera dimensión ofrece la oportunidad para que todos hagan lo mismo. La tercera dimensión es la primera causa dentro de la Primera Causa. Es la experiencia del estado de ser dentro del Ser. Es la inconsciencia convirtiéndose en conciencia; es el proceso de destilado del espíritu desde la forma. La misma se mide en “estaciones”, períodos de letargo o invierno (inconsciencia), despertar o primavera (nacimiento), crecimiento o verano (despertar del Ser), cultivo u otoño (rendición) y regeneración, renacimiento, renovación y ascensión de la espiral de ser o llegar a ser.

¿Cuán larga, lejana, amplia o grande es la tercera dimensión? Es tan larga como el número de ángeles que pueden bailar sobre la cabeza de un alfiler, tal como va el dicho.

por Francisco Farias