Etiquetas

, , , , , , ,

@solitalo

image

Sobre los niños autistas, hay una respuesta muy sencilla. No se trata de ningún karma ni de enfermedad alguna.

Sencillamente sucede que, a estos bellos seres, se les ha dado una dispensación grande y especial, debido a sus merecimientos. Por libre albedrío, esos niños pidieron apartarse del ambiente familiar y social, vivir solamente en su mundo interno por lo siguiente: En su vida anterior, fueron muy golpeados y maltratados. Vieron tanta negatividad, era tan grande la falta de amor a su alrededor, que sufrieron mucho.

Como son seres de gran adelanto espiritual, puros y limpios, con un plan de vida armonioso, se les concedió la petición solicitada. Ellos llegaron a hogares no perfectos; pero, como no pudieron superar esto, quisieron vivir aislados del resto del mundo en su próxima encarnación.

De esa manera, pueden lograr su elevación, cumplir lo que les falta por realizar en el plano y marchar después sin tener que pasar por sufrimientos que ya no les corresponden. También, así consiguen la paz que necesitan, las oportunidades de avanzar sin ser perturbados.

Los familiares que viven con ellos son generalmente quienes antes los atormentaron, por lo cual ahora los deben proteger y cuidar. Puede también darse el caso de que esta alianza familiar de ayuda se haga solamente por amor por lo cual aceptan el sufrimiento de tener un hijo que no es “normal” , vive encerrado en sí mismo, aislado del mundo y nada parece poderlo ayudar en la vida. Normalmente, la causa de esta situación familiar es karmática.

Por Ley de Causa y Efecto, se encuentran unidos en un hogar, han de manifestar comprensión y amor, lo cual disuelve la atadura del pasado en todos esos seres. Se han dado algunos casos excepcionales en los cuales, debido a los cuidados amorosos y sacrificios, el niño responde, se va ajustando a la vida.

Entonces, comienza a fijar su atención en el mundo exterior, sale de su ensimismamiento; por ello, la apariencia de enfermedad cede poco apoco y se manifiesta la condición perfecta. No obstante, son contados esos casos y muy especiales, porque, como la ciencia médica dice: El autismo no tiene curación posible, si está bien definido.

Por Osir Kranim
Fuente: yosoylarevoluciondelcristo.blogspot.com

Anuncios