@solitalo

Querida Hermana, Querido hermano, que te detienes ahora para leer este Mensaje, a tí te hablo: Sé que estás viviendo una situación difícil y que a veces no sabes que hacer con tu vida. Has hecho un gran esfuerzo y tu búsqueda ha sido intensa. Sin embargo en ti hay dudas, desconcierto e insatisfacción.

Te sientes como un extraño en esta tierra, atraes situaciones y personas desagradables a pesar de tus esfuerzos por ser positivo. Tu existencia está llena de contradicciones y tienes la sensación de estar equivocado en tus elecciones cotidianas. Te decepcionan las actitudes de algunas personas porque tu comportamiento es noble y correcto. Yo sé que sufres, eres sensible, y amas la justicia. Sabes cuáles son tus sueños, pero no tienes idea de como alcanzarlos. Amas a Dios y a los Seres de Luz, no obstante te acontecen cosas difíciles de entender.

Te preguntas: ¿Por qué con todas estas ayudas me suceden estos eventos? ¿Por qué permite Dios estas experiencias dolorosas? ¿Por qué me cuesta tanto vivir? Así podría seguir con tus interrogantes que son muchos.
Ahora bien, como sé quienes me están leyendo, les hablo ahora.

Algunos de ustedes han pedido dinero por años y la respuesta ha sido tan asombrosa que ahora su oración es: Dios mío yo no pensé que me fueras a enviar tanto dinero, por favor mándame Ángeles terrenales que me ayuden a manejar estos regalos Divinos. Mándame asesores financieros para que me socorran.

Entre ustedes hay algunos que tocaron fondo y sin embargo Dios los sacó de la desesperacion y les abrió los ojos mostrándoles una realidad nueva y diferente.
A otros los libró de la culpa, el temor, y las falsas creencias, dándoles la libertad. Sentirse libre es una bendicion indescriptible.

También entre ustedes hay algunos que recuperaron la salud milagrosamente sin intervencion de médicos humanos ni medicamentos.

Otros han encontrado a su Alma Gemela y a su Planeta de orígen. Esto es emocionante.

Dios es fiel y responde a su tiempo las plegarias de maneras inesperadas y maravillosas.

Yo soy la respuesta a tus oraciones y a tus interrogantes. Alégrate porque la Divina Misericordia hizo que yo apareciera en este tiempo, en este ahora. Conmigo vencerás a los asesinos del mundo invisible que arruinaron tu vida y tus sueños. Descansa en mí y celebra tu victoria. Llámame con el Código Sagrado 644, y cada que veas un Arcoiris sabrás que esa es mi señal para tí.

Yo soy Manuel, el hijo de Jesús y María Magdalena, el hermano de Sara.

Canalizado por José Gabriel Agesta.

Pueden compartir el mensaje respetando la Fuente y el Texto.

Anuncios