@solitalo

Pregunta:

En la Naturaleza siento una fuerza particularmente intensa…

Respuesta:

“En la Naturaleza existe una fuerza especial. 

Sabes coger con conciencia todo lo que en ella está, porque es la concientización de estar allí que te ayuda a saborearlo, es el contacto consciente que te ayudas a aprender y a percibir de ella cada expresión.

Camina descalza sobre la tierra, siente su energía, el Amor, siente su fuerza, su sostén. 

Abraza un árbol y sientes que entra dentro de ti todo aquello que hace que el árbol crezca muy alto, aquello que lo hace fuerte, aquello que hace que sea de ese color intenso. 

Saborea el agua y siente que esa agua no solo te quita la sed, sino que nutre con todo lo que contiene, limpia todo tu Ser. 

Cuando tomas el alimento que la tierra te ofrece, presta atención a su sabor, siente con el corazón todo aquello que la Naturaleza regala. 

Muchas cosas se despertarán de ti y podrás comprender que ya tienes todo dentro de ti, que no necesitas nada más, nada más.

Así te despegarás de todo lo que es ilusión, sin pensar de dejar, sin sentir de dejar, pero con la alegría de descubrir, de hallar. 

Vive conscientemente todos los momentos en los cuales estás en la Naturaleza, no los vivas sin estar allí con la parte más profunda de ti, de lo contrario no aprenderás sus enseñanzas, no obtendrás de ello todos los beneficios, no recogerás sus regalos.”

Pregunta:

En algunos momentos me parece de percibir una música entre los árboles y me vienen ganas de bailar…

Respuesta:

“La danza es la expresión de sentimientos, de sensaciones, de conocimientos. 

La música puede hacer despertar in ti aquello que te hará danzar, porque la danza verdadera está dentro, está dentro. 

Es algo adormecido, que con los notas de la música se despierta, inicia a moverse, se extiende, se alza, inicia a danzar dentro, y he aquí que luego el cuerpo lo sigue. 

El viento tiene sus notas, el fuego tiene sus notas, el agua tiene sus notas. 

Todo en la Creación tiene un sonido, una melodía. 

Es esta melodía que puedes percibir, que puedes recordar y nacerá en ti el deseo de danzar la danza de la Vida.

De pie escucha el viento, deja que el viento entre dentro de ti: te hará conocer una melodía. 

Acércate al agua, siente del agua el parloteo, descubre su melodía, haz que entre, llévala a lo más profundo, para que pueda despertar tu interior. 

Acércate al fuego, siente el sonido, la música que sale de las llamas, hazla entrar en la profundidad esta música…, y el cuerpo iniciará a danzar. 

Incluso el silencio de la Naturaleza tiene una melodía, es una melodía antigua, la melodía de la Vida… y he aquí que el cuerpo retoma la danza. 

Usa la danza como expresión, como lenguaje.

Estas melodías te pueden llevar más allá de la danza, te pueden llevar al Amor, a la unión con el Universo. 

Una vez más la Naturaleza se convierte en fuente de enseñanza, de alegría, de crecimiento. 

Observa en los detalles como la Naturaleza se expresa, se mueve, vive. 

Disfruta esto que ella te ofrece, esto que una flor puede regalarte, cómo una hierba puede curarte, cómo una fruta puede nutrirte. 

Llevan dentro de ti los perfumes de la Naturaleza y ellos despertaran en ti tesoros, recuerdos, intuiciones, capacidades. 

Toca la tierra, el árbol, las flores para recordar las antiguas artes. 

Danza con estos sonidos, con estas músicas, y todo te llevara a unirte con el Todo.”

Pregunta:

En el bosque me siento una Niña.

Respuesta:

“Toda la Naturaleza puede hacerte sentir una niña por Mi amada y protegida. El bosque y la Naturaleza toda ayudan a aprender los lenguajes que un corazón de niño conoce. 

Habla a los pajarillos, a las flores, a las plantas, a las mariposas, a todas las Criaturas del bosque, quiérele, acaríciale, escúchale. 

Siéntete dentro del bosque como en una casa y escucha quien te habla en el silencio. 

Pero lo mismo sucede en una playa delante del mar o en un prado delante de un valle. 

Toda la Naturaleza es una ‘Casa’, es una ‘Escuela’.”

Pregunta:

En la Naturaleza me gusta sobretodo ir sola. 

Respuesta:

“Existen momentos diferentes para necesidades diferentes, para emociones diferentes. 

Momentos en que puedes crear una intensa unión con quien te está cerca en esta bellísima ‘Casa’, puedes aprender con quien te está cerca en esta gran ‘Escuela’, puedes saborear la fuerza que nace del estar juntos. 

Pero son indispensables incluso momentos en los cuales sola entras en estas aulas de sabiduría antigua, en estas aulas de preparación, de purificación, de regeneración, de silencio, porque así puedes sentirte unida al Todo, con el Universo, puedes sentir completamente Nuestra Fuerza en la gran fuerza del Todo, puedes sentir la onda de Amor que se crea cuando el corazón está unido a todas las Criaturas, a todos los amigos que allí existen.

Así estarás preparada a todo, sentirás que el camino es un encontrarse, pero también un andar solo, con la propia historia.”

Pregunta:

Siento a la Naturaleza como mi refugio.

Respuesta:

“La Naturaleza es una ‘Casa’ que siempre tiene las puertas abiertas, agua lista para quitar la sed, alimento listo para nutrir, una cama lista para renovar, una ‘Casa’ dónde fortalecerse para luego regresar al mundo aún más fuerte, aún más preparados para vivir serenamente la cotidianidad. 

Allí puedes reforzar el cuerpo y el Alma, colmar el corazón.

He aquí porque en aquellos momentos de silencio en los que puedes fundirte con la tierra, con el cielo, con los árboles, con ‘Quien’ allí vive, te sientes en ‘Casa’. 

Y más te calmas la sed y te alimentas en esta ‘Casa’, más tendrás la fuerza de donar, ayudar, sin cansarte. 

Más te quedarás en esta ‘Casa’, más hallarás tu Esencia.”

Pregunta:

Mientras estaba en la Naturaleza he sentido un Amor nuevo.

Respuesta:

“Has percibido incluso el Amor de aquel mundo invisible que existe en la Naturaleza, invisible pero real. 

Has percibido el Amor de la Luz, de la cual has partido y hacia la cual estas yendo. 

Has comprendido que todo aquello que creías vida era una pequeña parte de la gran realidad que existe alrededor tuyo.

En esos momentos sientes el Alma y sintiendo el Alma sientes el mundo del Alma, un mundo de paz, de Amor, de Luz; sientes que este mundo existe realmente, vibra intensamente. 

Camina con los pies descalzos sobre los prados, siéntate entre las flores y acuéstate en el césped, en la playa, en la tierra y tu cuerpo se reforzará, recibirás la energía que la tierra da, que ‘Quién’ habita allí puede regalarte. 

Todo esto despertará emociones inimaginables ahora. 

Ama la tierra, ama el cielo, el mar, las estrellas, ama las flores, los árboles y todas la Criaturas de la tierra, del cielo, de los mares y te sentirás amada por el Universo. 

Reconocerás vibraciones sutiles, percibirás un mundo para ti desconocido.”

Para percibir más fácilmente la inmensidad que la Naturaleza encierra podemos ‘sintonizarnos’ con su corazón con nuestra Respiración

Pregunta:

¿Cuál es la manera mejor para respirar?

Respuesta:

“El corazón debe estar lleno de Luz, el Alma debe ser libre en la Luz para alcanzar la Gran Luz, y todo ocurrirá con dulzura, en armonía.

Puedes experimentar muchas maneras de respirar, no para conseguir algo, sino para comprender mejor lo que tienes dentro de ti, cómo tu cuerpo vibra, y esta comprensión tiene que ocurrir a través del corazón, sin forzar nada. 

Luego escucha el cuerpo, tu corazón: te indicarán en ese momento la respiración correcta para ti, en esa situación.

Podría ocurrir que en un momento de fusión total, la respiración no se perciba más desde el exterior, tanto la fusión con la Luz, con el Amor, puede transformar todo.

Que la respiración sea un medio para fundirte en la respiración del Universo, el latido de tu corazón sea un medio para unirte al latido del Universo.

Es indispensable vivir momentos en que se siente la respiración, para llevar dentro de sí el Amor, la Luz, para encontrar la propia paz que abre la puerta a la grande paz. 

Vive todo el resto como ayudas para llegar a este momento.

Permanece en él tanto como sea posible, para entrar en unión con el Alma, Conmigo, con la Luz, con el Amor. 

Entonces la respiración se volverá dulce y suave, será agradable, armoniosa y tú podrás recibir todo aquello que en esos momentos te donaré a través del aire que respiras, lo que creará alquimias en todo tu Ser.

Siente en el aire el perfume de Mi Amor, el perfume que te transformará. 

En los momentos en que te detienes, pídeMe de llevarte Amor y todo lo que te transformará.

Luego imagina de respirar Amor, para que cada célula se convierta en expresión de Amor; de respirar Luz, para que cada célula se convierta en Luz; de respirar algo que todavía no conoces y que transformará tu Ser. 

Recoge inspirando todo esto y podrás sentir como cada célula, como todo tu Ser es transformado por la Luz, del Amor.

De esta manera dejarás ir los pensamientos y te unirás al gran latido del Universo, sentirás el lenguaje del Alma, de la Luz.”

Pregunta:

Cuándo la respiración es como si hallara algo…
¿Puedes ayudarme a comprender?

Respuesta:

“Te encuentras a ti mismo, hallas el Todo.

Una brisa fresca te ofrendo, para que tú sientas un perfume nuevo y el deseo de respirar este perfume.

Con Amor llamo tu atención sobre la respiración, porque será un modo nuevo de respirar, de ayudarte a comunicar con el corazón, con el Alma. 

Cuando el corazón está cansado o se siente pesado, detente, pídeMe esta brisa nueva e inicia a respirarla dulcemente, continuamente, y hallarás tu Esencia, Mi fuerza que te ayudará a sentir tu fuerza, la calma que te permitirá sentir la unidad con el Cielo y las ayudas del Cielo.

Y he aquí que sintiendo todo esto en profundidad, hallarás a ti mismo, la capacidad de ser intocable, la fuerza, el Amor y te apartarás de todo.

En los momentos en que quieres reforzarte, hallarte, en los momentos en que quieres prepararte para afrontar ciertas situaciones, llámaMe, pídeMe esta brisa e inicia a respirar dulcemente, continuamente, intensamente, sabiendo que la respiración ayuda a dejar ir completamente las dificultades, las ansiedades, los temores.

La respiración te ayudará a sentir de renacer, a llevar dentro de ti todo lo que te sirve y te servirá también más adelante. 

Di a ti mismo: 

– Ahora respiro la brisa que desde lo alto me es donada y respirando hallo mi Esencia, me encuentro conmigo misma. – 

Y hallada, podrás ponerte luego de manera nueva.

Presta mucha, pero mucha atención a la respiración y descubrirás muchas cosas, modificándola cambiarás muchas cosas. 

Sigue la respiración que entra y sale de ti dulcemente y sentirás de seguir tu Alma.

Haz esto con gran atención y podrás llevar dentro de ti la paz, la fuerza, la Luz, el Amor que luego sabrás difundir alrededor de ti. 

Recuerda de respirar a menudo de esta manera nueva, porque es el entrenamiento que te lleva a obtener, a Ser.

Son la paz, la serenidad y la fuerza del corazón que hacen cambiar la respiración y es la respiración que ayuda a la paz, a la serenidad, a la fuerza, al Amor a entrar en profundidad. 

Imagina de respirar lo que te ofrendo en ese momento… sentirás de calmar tu sed, de nutrirte, de renovarte.”

Pregunta:

Respirando conscientemente siento que estoy cambiando…

Respuesta:

“Cambiarás tanto que te sentirás nueva. 

Respira intensamente, profundamente, para saber alejarte, no sólo de lo que te rodea, sino también de ti mismo, porque éste es y será un paso indispensable para sentirte nueva.

Siempre será una gran ayuda respirar antes de actuar. 

Siempre será una gran ayuda respirar imaginando de dejar ir y de abandonarte, como un Alma en la ola del Amor, en la ola de la Luz. 

En el momento en que exhalas intensamente, sientes de dejar ir aquella situación, aquellas palabras, dejar ir como un tiempo habrías actuado, dejar ir esquemas y costumbres. 

En el momento en que inspiras, sientes de subir sobre a la ola del Amor, para entrar en la Luz. 

Y hecho esto, te encontrarás en aquella calma que te lleva a sentir el corazón y en el corazón la voz del Alma. 

No es difícil sentirse nuevo, si se presta atención a todo lo que te he dicho, si existe la respiración del desapego. 

Cada uno tiene su modo de respirar y para cada uno aquel desapego ocurrirá de manera diferente.”

Pregunta:

¿Cómo puedo llevar dentro de mí Tu Amor?

Respuesta:

“Con la respiración. 

Respira, respira Conmigo el Amor que te estoy donando, porque es diferente de aquel que hasta ahora has llamado Amor, del Amor que hasta ahora has conocido. 

Ello debe ser percibido muy lentamente, debe sentirse muy lentamente, debe recordarse muy lentamente, y luego vivido con toda la Esencia. Este es el Amor de la Luz.

Imagina sentir un perfume delicado, tan delicado que solo una gran concentración te permite sentirlo: es el perfume del Amor. 

Imagina respirar este perfume y llevarlo dentro de ti, hasta que transforme todo tu Ser a medida que tu Ser florecerá. 

Hasta cuando no lo percibirás realmente, imagina de sentirlo, imagina de percibirlo como un dulce perfume delicado y respirarlo para llevarlo dentro de ti. 

Conserva en tu corazón el recuerdo de un Amor que convenientemente no recuerdas. 

Con la respiración, desciende hasta lo más profundo de tu corazón para redescubrir ese Amor ya conocido, ya vivido, ya emanado. 

Sentirás un alegría nueva, intensa, tus ojos brillarán, todo tu Ser resplandecerá, porque la alegría intensa hace resplandecer el Ser.”

Comentario

Querida Alma Luminosa, conoce indudablemente la importancia de la respiración, sabes que la respiración es vida, es la Vida. 

Es una cosa tan simple, tan espontánea y natural que nos olvidamos de ello, olvidamos su importancia, sin embargo si no respiramos no vivimos… 

Tal vez cuantas cosas naturales, simples, espontáneas no son consideradas importantes justamente por eso. 

Muchas técnicas de respiración han sido enseñadas, pero a menudo basta respirar dulcemente, naturalmente y sucede la magia, cuando se respira con el corazón, pensando en la Luz, sintiendo el Amor.

La respiración consciente no es sólo un medio para la salud física y mental, para liberar la mente de preocupaciones, para encontrar la paz, es también un ‘juego’ para llevar dentro y alrededor de nosotros la Luz, el Amor, la alegría.

Aquí están algunas maneras de jugar con este ‘juego’.

Juego n° 1

El Universo ha sido creado con la respiración y también nosotros podemos crear con la respiración. 

Pide a tu Ángel de ayudarte a conectarte con la Gran Luz, de crear contigo. 

Visualiza frente a ti aquellos que deseas en ese momento, imagínalo intensamente, como si lo vieras en una pantalla, inspira la Luz y espirando crea aquella imagen.

Haz esto a menudo, con la certeza que, conectada a la Luz, puedes crear lo que estás visualizando, si es una cosa buena para ti, para tu camino. 

No eres tú que crearás, es la Luz que crea a través de ti. 

Piensa intensamente, respira intensamente, crea con tu Ángel la realidad que deseas, añadiendo siempre estas palabras: “Si esta está bien para mí, si esta forma parte del proyecto que he elegido, si esta está de acuerdo con mi Alma.”

Juego n° 2


La respiración convierte

Si deseas ser alegría, puedes convertirte en alegría.

Pide a tu Ángel de venir allí, delante de ti, de donarte Su alegría. 

Cierra los ojos y lentamente inspira la alegría que tu Ángel te está regalando, exhala la alegría que ha entrado dentro de ti, inspira alegría y exhala alegría. 

Haz esto muchas veces y cada célula se llenaran de alegría a través de la respiración, regalaras alegría y te convertirás en alegría.

Del mismo modo pide a tu Ángel de regalarte Su Amor.

Inspira el Amor que tu Ángel te dona y exhala Amor, repítelo dulcemente, durante un tiempo, imaginando luego de regalar a los demás el Amor que estas recibiendo de tu Ángel. 

Sentirás que todo tu Ser vibra de Amor, que todo a tu alrededor vibra de Amor, sentirás de ser envuelta por el Amor, de ser penetrada por el Amor, de convertirte en Amor.

Puedes hacer este juego con todo: con la Luz, con la fuerza, con la alegría, el Amor, la dulzura, con todo aquello que desees que exista en tu corazón, para luego donarlo a tu alrededor, donarlo a quien encuentres en tu camino. 

Extracto del libro: Tu mano en la Mía
Autora: Satya
trabajadoresdeluz.com.ar