@solitalo

Mi nombre es RAM. Reciban la paz. Reciban la plenitud. Vengo a fin de proseguir la enseñanza del silencio, la enseñanza de la Luz, la enseñanza de la finalidad. Vamos a interesarnos, si lo quieren bien en la finalidad. ¿Qué es la finalidad? La finalidad, en el nivel exterior, significa una manifestación que llega en un fin de ciclo, al final y en realización. La finalidad, también de una vía manifestada tal que la de la vida humana, corresponde a una revelación, a la revelación de la Luz.

Así es para toda forma de vida manifestada en este mundo en el momento donde ella deja la manifestación para entrar en otra manifestación. La finalidad se acompaña siempre de un estallido de Luz en el campo de coherencia de un ser humano pero, también, de todo proceso de la vida. 

Ustedes seres humanos, viven, este período de finalidad. El problema de la finalidad es que ella induce una destrucción de una cierta forma de manifestación. Esta forma de destrucción puede ser vivida como un fin mientras que es un comienzo. Sin embargo, el hecho de estar en manifestación, en encarnación, es posible gracias a la estabilidad de lo que es llamado el ego. El ego, por lo tanto, ha hecho posible la manifestación que ha sido un deseo del alma durante tiempos extremadamente largos y el ego no puede admitir que la finalidad es la irrupción de la Luz.

Entonces, va a hacer todo lo que esté en su poder para inducir, a nivel de vuestras propias fallas relacionadas a vuestras experiencias, la noción de irrealidad de la finalidad.

Ahora bien, de manera exterior y de manera interior, ustedes saben consciente e inconscientemente, colectiva e individualmente, que entran en esta finalidad. El ego va a desviar y cambiar, o a tratar al menos de cambiar, vuestro camino para hacerlos creer que nunca hay finalidad. Recuerden que hay una diferencia esencial entre fin y finalidad. El fin solo es una ilusión ya que nunca hay fin, solo hay un eterno recomienzo. La palabra fin no está inscrita en los mundos de la creación, al igual que en los mundos increados. No puede haber fin. Solo puede haber finalidad. La finalidad marca el comienzo, repito de la explosión de la Luz en vuestras vidas. La explosión de la Luz tiene por consecuencia una serie de modificaciones que pueden provenir y que surgen, en un orden variable según las personas, tanto en la forma manifestada como en la forma inmanente que ustedes llaman vuestro Espíritu. Esto va a traducirse por una modificación profunda en vuestra forma de funcionar (lo que era posible un día ya no lo es al siguiente).

Este es el trabajo de la Luz que acompaña a la finalidad. Deviene también posible por la efusión de la Luz, limitar de manera natural la influencia del ego que está vinculado a la manifestación en la forma. El ego es un servidor y no hace falta que devenga vuestro Maestro. Esto todas las enseñanzas lo han dicho y proclamado. Esto era incluso el objeto de algunas enseñanzas de mi mundo de origen, de mi filosofía de origen. Es necesario entender que en esta época, y en estos tiempos que oscilan entre una finalidad y otra, y que son los períodos intermedios, la finalidad no puede ser considerada más que en forma individual por un esfuerzo personal hacia la Luz. En el período de finalidad colectiva la Luz está en ustedes, ella viene hacia ustedes y es sobre todo una finalidad colectiva. De allí se derivan un cierto número de problemáticas inherentes a estas finalidades.

Porque, por supuesto, en período de finalidad hay siempre la aceptación o el rechazo. Aquellos que aceptan y aquellos que rechazan forman al mismo tiempo parte del mismo todo pero oponiéndose en lo que ha sido llamado este período de oposición, incluso de confrontación. Confrontar quiere decir encarar, frente a frente, donde uno se confronta a través del espejo del otro, que no está en el mismo estado, que mantiene la distancia, pero esta distancia, esta dualidad es necesaria, a la vez para vuestra propia comprensión pero también para la comprensión de aquellos que rechazan la finalidad. Rechazar la finalidad no es grave en sí pero es necesario entender e integrar y vivir que aquellos que están en esta ausencia de aceptación de la finalidad solo son finalmente las partes de ustedes mismos que no está aún reveladas a ellos mismos. Por lo tanto ustedes deben aceptar no la confrontación sino que esta existe y que es y forma parte del proceso inherente a toda finalidad, en todo ciclo y en todo cambio de manifestación dimensional. La clave de la integración de vuestra Luz, la clave de la integración de la paz, la clave de la integración de la alegría pasa necesariamente por la aceptación de esto.

Tengan cuidado para que esta oposición entre la aceptación de ciertas formas de manifestación y el rechazo de otras formas de manifestación no induzca en ustedes heridas a nivel del alma que sería perjudiciales a vuestra finalidad puesto que el objetivo es bien su finalidad individual. La finalidad individual no es vuestro fin individual. Es, por el contrario, la renovación y el renacimiento de la conciencia unificada. La conciencia unificada que ustedes viven a través de mis palabras. Voy a proponerles ahora, antes de darles la palabra, de hacérsela vivir a través del silencio, a continuación a través de la Luz y después a través de lo que he llamado la plenitud. Luego, les dejaré expresarse en relación a esto. Entonces, si lo quieren bien vamos a ponernos en estado de recepción y vamos a expresar lo que acabo de exponer a través de las palabras, en primer lugar, a través del silencio.

… Efusión de energía…

Segunda etapa, expreso ahora esto por la Luz.

…Efusión de energía…

Ahora voy a expresar esto por la plenitud que es el atributo de la finalidad. Plenitud, completud, interior, exterior. Esta completud y esta plenitud les hace vivir el hecho esencial de que ustedes son un ser completo y pleno. Entonces vivamos esto.

…Efusión de energía…

Ahora si quieren que intercambiemos sobre esta noción de finalidad, tienen la posibilidad de hacerlo. ¿Perciben la agudeza de la plenitud y como esta llena totalmente al ser y la forma? La palabra es vuestra.

Pregunta: ¿Puede estar asociada la finalidad a la noción de Amor universal?

Yo diría que la finalidad está llena del Amor universal ya que el Amor universal es el elemento que permite esta finalidad. El Amor universal es lo que permite este sentimiento, esta percepción y esta vivencia de completud y de plenitud. Aquí la respuesta que ahora les da el silencio, la Luz y la plenitud de esta pregunta.

…Efusión de energía…

Pregunta: ¿Cómo mantener esto en la vida social exterior?

Hermanos humanos, la respuesta está ya en el contenido mismo de tu pregunta. ¿Por qué ir hacia lo que entraña resistencia y confrontación, es decir el tejido social tal como el ha sido construido en el mundo de la dualidad, mientras que en el mundo actual es muy fácil reagrupar a los hermanos humanos que están en las mismas vibraciones? ¿Es que alguna cosa se opone a esta reunión si no es ustedes mismos y vuestra adhesión a algo que es un tejido de mentiras sobre todo en relación a la perspectiva de esta finalidad? ¿Cuándo viven la finalidad fuera de los períodos de finalidad que pasa? Y bien el iniciado, el Despierto tiene dos opciones: retirarse al interior de sí mismo (y también retirarse del mundo manifestado, del mundo de la ilusión) o tratar de reunir a través de su propio filtro de creencias provenientes de su medio, de su educación, de su experiencia, para hacer adherir a los demás a su camino, como lo he hecho durante mi vida. Pero hoy, ustedes están en período de finalidad global. ¿Dime qué se opondría a que ustedes reunieran los seres que tienen la misma vibración? Por el contrario, quienes se parecen, se juntan, eso dicen ustedes, ¿no es cierto? Reunirse es algo que ahora es fundamental. Están en el período que está justo antes de la finalidad última. La época es totalmente propicia para que sus Luces se reúnan. Esta es la única forma posible de evitar las confrontaciones y las dificultades, no hay otra. De agrupación en agrupación, un pequeño número y cada vez más numerosos, llevará a la consolidación de los que van hacia la Luz en totalidad. Esta confrontación debe conducir de manera pragmática, de manera eficaz, a la separación (pero que no es una separación puesto que están vinculados incluso a aquellos que los confrontan) pero, sin embargo, se trata de comprender que la finalidad induce a esta separación. Pueden ustedes escoger, en el interior de ustedes, con quien quieren casarse, en el sentido simbólico. No se trata de un matrimonio, en el sentido de un compromiso ni de una fusión, sino de una alianza y de una comunidad de corazón, de vista, de espíritu y de todos los niveles que les sean útiles de experimentar. Hay en ustedes el impulso de agrupación y lo que confronta en ustedes solo son las resistencias relacionada al ego. Ahora voy a hacerles vivir la plenitud de la respuesta al mismo tiempo como el silencio y la Luz.

…Efusión de energía…

La tonalidad verde, color, los invita a ir hacia esta plenitud. Recuerden que no pueden vivir la finalidad de la plenitud permaneciendo en un mundo que rechaza la finalidad. Esto a ir, como ustedes dicen, crescendo. Entonces vivamos esto.

…Efusión de energía…

Recuerden que la plenitud es ausencia de privación. La plenitud es un estado de Amor. Si desean percibir y vivir este Amor, por qué ir allí donde no hay Amor ya que allí donde no hay Amor, el Amor se extingue. Allí donde no hay plenitud, la incompletud se hace sentir y les hace sufrir. La Luz y la finalidad les proponen la ausencia de sufrimiento, un estado de perfección, un estado preparatorio. Absolutamente nada les impide vivir esto si no son ustedes mismos y la importancia que le dan a la mirada que el mundo ponga sobre ustedes. Si están totalmente centrados sobre vuestra plenitud y el Amor que está en ustedes, no puede ya haber oposición y la confrontación será una etapa muy fácil de comprender, de integrar y de superar.

Pregunta: ¿Por qué el color verde?

La plenitud es un estado de equilibrio nuevo. El verde, en vuestra forma manifestada, está relacionado al corazón y al equilibrio. La Luz nueva que se infunde sobre la Tierra provoca el nacimiento del verde en vosotros. El verde es el color del equilibrio y el color de la nueva estabilidad que deben conquistar, aceptar, también, para vivir la finalidad. Pero el verde es frágil. Puede fácilmente dejarse contaminar por los elementos que no acepten la finalidad. Una vez más, absolutamente nada los obliga a aceptar esto. El ego tiene tendencia a decirles que estarán insertados en una cierta forma de seguridad que es ilusoria porque la única seguridad está en ustedes, ella reside al nivel del corazón. Todo el resto es una ilusión y los aleja de esta Verdad. ¿Otra cosa?

Pregunta: ¿A qué matiz de verde hace alusión?

A la Luz verde. Al simbolismo del verde. Al estado del verde que es también el símbolo de la resurrección y de la regeneración que viven en este momento ya que se trata de una regeneración. No pueden vivir la finalidad sin ser regenerados en vuestro físico, en vuestro mental y en vuestro Espíritu. Es por eso que deben aceptar ir hacia aquellos que viven lo mismo. No se trata de excluirse sino, muy al contrario, de incluir. El verde está destinado a abrirlos y no a cerrarlos. Es el resto del mundo y el resto de sus habitantes que se encierran en una forma, rechazando por el momento y solamente por el momento al Espíritu y sin embargo saben que son Espíritu pero los miedos, o la necesidad, es para ellos una necesidad que ustedes no deben juzgar pero no pueden compartir las misma zonas de interés, los mismos espacios de vida y las mismas finalidad, por supuesto. Aquí ahora las respuestas de la plenitud, de la Luz y del silencio.

…Efusión de Energía…

¿Otra cosa?

Pregunta: ¿El deseo de acercarse a la naturaleza es relación con esta Luz verde?

No es una relación, es una obligación. No puede haber en lo que ustedes han construido a través de los conceptos relacionados a las limitación y lo que han llamado las ciudades, no puede haber en lo que viene de lo antiguo, aceptación de lo nuevo. La naturaleza es el primer elemento que ha comprendido la finalidad y que la vive ya desde hace algún tiempo. Obviamente la naturaleza está de acuerdo con ustedes y lo que viven. He aquí porqué sienten en ustedes el llamado de acercarse a esta naturaleza. Ella es esencial para vuestro devenir y, sin embargo, están en las primicias de la finalidad, incluso si es la finalidad de la finalidad. En vuestro tiempo lineal, falta algún tiempo. Están el período donde deben acercarse de lo que es vuestra mejor estabilidad y guía para lo que van a vivir. He aquí ahora la respuesta de la finalidad y de la plenitud.

…Efusión de energía…

¿Otra cosa?

Pregunta: ¿Podría hablarnos de vuestra filosofía de vida de vuestra última encarnación?

No olviden que en mi última encarnación, como dicen, he fusionado con la última encarnación de mi Maestro. Hay una fusión de chispa a chispa, de Maestro a Maestro, libremente consentida y aceptada porque ella prefigura el regreso del Espíritu al Espíritu único. Hay por lo tanto un proceso alquímico relacionado a la fusión de las almas. Por lo tanto soy la totalidad de mi linaje. No puedo expresar la filosofía tal como estuvo presente durante la encarnación de una de mis últimas partes porque, hoy, en función de lo que vine a decirles, es inútil establecer nuevas reglas porque la única regla que deben seguir es el llamado de vuestro corazón. No pueden ayudarse de reglas exteriores. Esto es válido para los períodos intermedios entre dos finalidades. Hoy, vuestro corazón posee realmente, y no potencialmente, absolutamente, la respuesta. No hay mejor respuesta o respuesta más completa en otra parte que en vuestro corazón. Es suficiente escuchar y esta escucha, la he enseñado en mis anteriores visitas. Ella se hace en el silencio y en la Luz. Cara a un evento, cara a una decisión, a partir del momento donde tergiversen es que el mental interviene. Trate, en relación a dos opciones, de manera precisa, de percibir y dejar expresarse totalmente al corazón y al Amor. Lo que es bueno para ustedes, lo que va en el sentido de la finalidad, aportará siempre una coloración de alegría, de completud y de plenitud que esto se para los seres, que esto sea para las situaciones, que esto sea para los lugares o que esto sea para las actividades. Esto es lo que hoy deben comprender, aprender y controlar: la respuesta del corazón. Aquí ahora la respuesta de la plenitud, de la Luz y del silencio.

…Efusión de energía…

Yo añadiré que si están en estado de completud y en estado de plenitud, obviamente lo que vendrá a unirse a vuestra completud y vuestra plenitud estará obligatoriamente cerca de esta completud y de esta plenitud. No puede por lo tanto haber confrontación en relación a estas formas de vida. Esto es imposible. Esto deviene por lo tanto muy simple en lo que concierne a las elecciones de personas, de lugares, de interacción, de fusión o de distancia. ¿Otra cosa?

No tenemos más preguntas se lo agradecemos.

Entonces les propongo ahora vivir juntos esta plenitud y esta completud. Centren todo vuestro ser en medio del pecho y vamos a vivir esto, algunos momentos, en el silencio, antes de que me retire. Les transmito de aquí en adelante el Amor, la paz, y también la Verdad.

…Efusión de energía…

Canalizado por Jean Luc Ayounwww.autresdimensions.info
Transcripción. Veronique Loriot
Traducción: OD.
Ha llegado la Luz II

Anuncios